Da igual si eres empresari@ individual o empresa, si eres pequeña o grande, a la hora de tomar decisiones y saber si vas por el camino adecuado, es de gran importancia el poder medir. Las herramientas, los informes y las metodologías se adaptarán al tamaño del proyecto empresarial, pero si quieres tener la seguridad de conocer tu negocio y de saber si estás consiguiendo tu estrategia, es de vital importancia tener un buen sistema de control de la información más objetiva que existe, que son los números. ¿Cuándo es necesario y para qué? Personas que emprenden:  para fijar adecuadamente su precio, para saber cuánto tiempo va a poder sobrevivir, para saber si va a ser necesario buscar financiación, para saber si el negocio es rentable o no… Startups: para poder pedir financiación, para poder dimensiones su modelo de negocio, para hacer previsiones de futuro. Micropymes y pymes, para conocer sus márgenes, establecer estrategias de crecimiento, para saber si son eficientes, para dedicarse a gestionar.  ¿Cómo lo hacemos? En numerosas ocasiones, tan sólo con la información contable no es suficiente y se necesita un mayor desglose y un mayor análisis. Es aquí cuando es necesario el diseño de herramientas e informes que te ayuden en esta tarea. Según las dimensiones de tu negocio, tus necesidades variarán. Tal vez con un Excel sea suficiente, o tal vez necesites un ERP, o tal vez tengas tantas herramientas que necesites una que resuma toda esa información. Éste sería el primer paso. El segundo paso, analizar toda esta información, realizarla de una manera lo más personalizada posible a tu proyecto, para que te sea de utilidad, y de ahí poder establecer conclusiones y poder tomar decisiones. Lo más importante, sencillez, en ocasiones mucha información se convierte en desinformación. ¿Qué vas a conseguir?
  • Ahorrar tiempo.
  • Facilitar la toma de decisiones.
  • Optimizar resultados.
  • Optimizar procesos y procedimientos.
En resumen, independientemente del tamaño de la empresa, es importante tener  información adaptada al negocio, útil y sencilla, que permita ahorrar tiempo para gestionar la empresa.